jueves, 12 de julio de 2018

Crítica: película “Toc Toc”

Una comedia compulsiva


PAULA OLVERA- La obra “Toc Toc” lleva diez años consecutivos en Madrid haciendo las delicias del público. Más de 3.000 funciones y 1.000.000 de espectadores ya conocen a los seis personajes centrales de esta historia que se encuentran en la sala de un reconocido psiquiatra. Hace unos meses este éxito teatral encontró una salida fabulosa en  la gran pantalla ya que el cineasta Vicente Villanueva decidió llevar la historia a las salas de cine con bastante acierto. El director apostó por rostros muy conocidos consiguiendo una comedia fresca y divertida. ¿Todavía no has disfrutado de la versión cinematográfica que se estrenó el 6 de octubre de 2017? Este verano tienes la oportunidad de sumergirte en esta comedia que nos enseña a relativizar y a disfrutar de la vida.

Todo el mundo, en mayor o menor medida, tiene algún tipo de manía por lo que es fácil identificarse con la trama de la película “Toc Toc” donde se ahonda en el trastorno obsesivo compulsivo (TOC) que provoca una ansiedad constante debido a pensamientos intrusivos y repetitivos.

Uno de los mensajes claros de la película es que cuando los trastornos se comparten con otras personas existe una mayor voluntad para resolverlos. En este caso, los personajes acaban entendiéndose entre ellos porque sufren una situación parecida aunque cualquier persona desde fuera de este contexto podría comprender este problema que se siente como un auténtico drama. Y es que aunque el tono de “Toc Toc” sea el de comedia, esta película sirve de concienciación acerca del citado Trastorno Obsesivo Compulsivo.

Nos encontramos ante una comedia que ya en el cartel de describe como obsesivamente divertida. No obstante, la película no bebe de la presión añadida por estar basada en una exitosa obra de teatro que a día de hoy sigue haciendo reír a los espectadores en la capital. Aunque es bastante fiel a la pieza teatral homónima, aporta otros matices que pueden agradar  tanto a los asistentes que primeramente hayan apostado por la función como a los que se adentren en esta historia por primera vez.

Paco León, Rossy de Palma, Alexandra Jiménez, Imma Cuevas, Adrián Lastra, Nuria Herrero y Óscar Martínez, con su toque argentino, son los protagonistas de esta versión cinematográfica dirigida por Vicente Villanueva que ha sabido recoger el éxito teatral como ya han hecho también los Javis, en este caso, con su obra “La Llamada” que también fue trasladada a la gran pantalla hace unos meses.

Los actores se han preparado a conciencia diversos trastornos como el Síndrome de Diógenes y la obsesión por el cálculo matemático, el trastorno compulsivo de verificación, la obsesión con las bacterias, la obsesión con las líneas, y el Síndrome de Tourette así que los espectadores descubrirán cómo es padecer estos desórdenes.

Durante la hora y media de la proyección el reparto actúa de forma muy coral y el rodaje se ha concebido prácticamente como una especie de “Gran Hermano”, es decir, los intérpretes están en la mayoría de las secuencias en un mismo espacio. Se nota además que el elenco ya ha coincidido anteriormente en otros proyectos audiovisuales. Por ejemplo, Alexandra Jiménez y Nuria Herrero coincidieron en “Nacida para ganar”, Paco León y Alexandra Jiménez en “Embarazados” y también en “Kiki el amor se hace” que estaba dirigida por el sevillano.

Bien es sabido que el cine es terapéutico así que esta película cumple la función extraordinariamente sólo con detenerse en la trama. ¡Hazte con ella este verano!

No hay comentarios:

Publicar un comentario