domingo, 28 de enero de 2018

Crítica: serie “Vergüenza”

Tierra trágame


PAULA OLVERA- “Vergüenza” se ha convertido en la serie revelación de la temporada televisiva. En esta comedia de Movistar+, creada y dirigida por Juan Cavestany y Álvaro Fernández-Armero, las risas están aseguradas. Se trata de una ficción que gira en torno a temas humanamente conocidos como el sexo, la familia y la amistad. Sus protagonistas son Javier Gutiérrez y Malena Alterio que dan vida a una pareja que está en crisis permanente. Sorprende especialmente el comportamiento de Jesús, un personaje que constantemente participa en momentos ridículos y vergonzantes. En primera instancia todos nos podemos sentir identificados, aunque realmente es casi imposible protagonizar momentos caricaturescos tan seguidos.

“Vergüenza” tiene como protagonistas a Jesús y Nuria, interpretados por Javier Gutiérrez y Malena Alterio, una pareja aparentemente normal pero que está sumida en una profunda crisis. Y no sólo económica. Ambos intentan prosperar, pero sin mucho éxito. Él se gana la vida como fotógrafo de bodas y bautizos aunque su verdadera obsesión es la fotografía artística.

Nuria, por su parte, tiene entre sus metas quedarse embarazada. Sin duda, su instinto maternal está más despierto que nunca. No obstante, se queda sin trabajo y se convierte en una buscadora de empleo profesional. De hecho, la protagonista se dedica constantemente a  hacer entrevistas de trabajo donde no tiene suerte.

La primera temporada de la serie explora su relación de pareja y cómo ésta se ve alterada por las continuas meteduras de pata de Jesús. Asimismo, la posibilidad de adoptar un bebé se convierte en otro de los epicentros de la trama a medida que avanzan los capítulos.

Los espectadores pronto pueden descubrir el problema que rodea a estos personajes: en cualquier situación están abocados a hacer el ridículo. Así que siempre tienden a comportarse de manera incorrecta ya sea delante de sus amigos, de sus familiares y, lo que es peor, de desconocidos. Tanto es así que cualquiera que les conoce mínimamente puede llegar a sentir vergüenza ajena con sus actuaciones.

El humor guía la trama de esta serie que está disponible bajo demanda desde el pasado 24 de noviembre de 2017. Este título de la plataforma de pago avala una nueva forma de consumir contenidos. Y es que los suscriptores están disfrutando de la trama de manera personalizada viendo cuándo y dónde quieran cada uno de los episodios. Esto mismo ocurre con otra de las apuestas más ambiciosas de Movistar+, “La Peste”. Asimismo, “La Zona” también está fascinando a los más seriéfilos.

La intervención de Miguel Rellán en “Vergüenza” es muy necesaria y, sobre todo, divertida. El veterano actor da vida a Carlos, el padre de Nuria. Desde el primer momento se muestra contrario a Jesús. Tampoco le hace mucha gracia a Mari Carmen, interpretada por Lola Casamayor, la madre de la protagonista. El elenco principal se cierra con Vito Sanz, quien da vida a Óscar, que no podía ser otro que el compañero de trabajo de Jesús. La serie se adentra también en la relación de este personaje con Consuelo, una mujer mucho mayor que él.

Tal ha sido el éxito de esta serie que ya se ha confirmado una segunda temporada para este 2018. Además, ha arrasado en los Premios Feroz ganando la estatuilla a Mejor Serie de Comedia, Mejor Actor Protagonista (Javier Gutiérrez),  Mejor Actriz Protagonista (Malena Alterio) y Mejor Actor de Reparto (Miguel Rellán).

No hay comentarios:

Publicar un comentario