martes, 7 de marzo de 2017

Crítica: obra “Dirty Dancing”

Un clásico del cine al teatro

ANDREA ESPADA MORENO- Hoy vamos a hablaros del teatro musical. El Teatro Nuevo Alcalá de Madrid acoge esta brillante adaptación de “Dirty Dancing” con unas actuaciones al nivel del reto propuesto, bailes y canciones que alientan de inicio a fin todo el argumento de esta obra. La trama, mundialmente conocida gracias a la película, se centra en que "Frances ‘Baby’ Houseman, una jovencita de diecisiete años, se encuentra atrapada en unas aburridas y monótonas vacaciones junto a su familia en las montañas de Catskill, Nueva York. Sin embargo, la situación cambia cuando, durante una fiesta en el hotel, se topa con el guapo y famoso profesor de baile Johnny Castle. Baby, además de aprender unos cuantos pasos de baile, cambiará su vida para siempre”.

Conseguir llevar a cabo este gran montaje teatral no ha debido de ser nada fácil, la dirección de Federico Bellone consigue transportarnos en el escenario, sin ninguna duda, las emociones representadas en la gran pantalla. En cuanto al elenco nuestro Johnny Castle es Christian Sánchez, que nos sorprende en algunas escenas, y la inconfundible Baby es Amanda Digón, actriz que consigue hacernos reír y emocionarnos.

Las actuaciones de alto nivel de todos los artistas logran recrear en los espectadores los sentimientos ya transmitidos por Jennifer Grey y Patrick Swayze, sobresale mágica y cómicamente Lilian Cavale en su papel de Lisa Houseman. Para todos aquellos que previamente han visto la película, este personaje es uno de los más llamativos de la obra cinematográfica y, gracias a esta actriz, vuelve a tomar su lugar cómico y central en el musical. Del mismo modo que Fanny Corral consigue con una gran actuación meternos en la piel de Penny Johnson, añadido a su gran talento como bailarina que refuerza su personaje sobre las tablas. Otra actuación estelar es la de Enrique Cazorla en su papel de Mr. Shumacher, que es recibida especialmente por el público dando grandes momentos en la representación.

El musical sobresale por el gran cuerpo de baile, dirigido por Gillian Bruce, también por las actuaciones de todos los actores pero en especial por las voces de dos artistas en concreto que hacen las delicias de los espectadores aportando escenas nuevas, nunca vistas, a través de sus fantásticas voces. Hablamos de Adrián Salzedo en su gran papel como Billy Kosteck, el primo de Johnny Castle, y de Brigitte Emaga como Elisabeth. Bajo la producción de Iñaki Fernández se conforma este extraordinario montaje donde la música en vivo y la danza son, sin lugar a dudas, los protagonistas de este musical, ya que se vuelven cómplices de los personajes y crean una gran y provocadora atmósfera.

Los músicos hacen las primeras delicias de los espectadores antes de empezar el musical, tocando canciones en directo. Es necesario mencionar a estos grandes artistas: Diego García al contrabajo, Álvaro Forcén a la trompeta, Jorge Albarrán al saxo y Miguel García a la batería.

En cuanto a la escenografía e iluminación se puede decir sin ninguna duda que es una propuesta muy arriesgada a la par que muy bien recreada. Ambas son el motor que mantiene la atención, sorpresa y asombro de los espectadores con las plataformas móviles que se hacen necesarias, y a la vez divertidas, no sabiendo cuál será el próximo escenario que se moverá. La dirección artística corresponde al gran trabajo de Roberto Comotti mientras que la composición musical es de Armando Vertullo que incorpora la banda sonora original en el musical, además de añadir nuevos temas y versionar algunos de ellos de un modo espectacular.

Un arriesgado proyecto que, sin duda, es una de las mejores representaciones de esta obra mundialmente conocida. Uno de los espectáculos contemporáneos de más éxito en España después de superar cualquier expectativa con su gira internacional. Ahora tenéis un motivo para ir al teatro. La primera gira en Madrid finalizó el 5 de febrero, pero no os preocupéis, vuelve a la capital el 16 de marzo. ¡Nos vemos allí!

Aunque no hablemos de todos los actores, me gustaría brindarles el reconocimiento merecido por la gran obra que han hecho a todos ellos. Unos actores y bailarines fantásticos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario