sábado, 25 de junio de 2016

Crítica: película “Acantilado”

La búsqueda es un viaje


PAULA OLVERA- El pasado viernes 3 de junio se estrenó “Acantilado”, una película española dirigida por Helena Taberna que se adentra en el mundo de las sectas, un tema muy recurrente y poco frecuentado en nuestro cine. Se trata de una adaptación de la novela “El contenido del silencio”, escrita por Lucía Etxebarría, que tiene como protagonista a un triángulo amoroso de excepción interpretado por Daniel Grao, Ingrid García-Jonsson y Juana Acosta. A estos actores se unen otros secundarios de lujo, capitaneados por Goya Toledo, Jon Kortajarena y Ana Gracia que mantienen un amplio arco dramático. Este thriller se centra en la búsqueda de una joven, Cordelia, aunque también ahonda en la búsqueda de identidad de los demás personajes que tienen que superar sus propias carencias para dar sentido a su futuro.


¿Todavía no habéis visto "Acantilado"? La trama se centra en la búsqueda desesperada de Gabriel quien recibe una llamada que cambiará el rumbo de su, hasta entonces, acomodada vida. Al parecer, su hermana pequeña fue captada por una secta y ha sido hallado su cadáver. Esta noticia hará que se traslade de inmediato a las Islas Canarias donde ha tenido lugar dicho suceso. A partir de este momento, Gabriel tendrá que lidiar con las heridas del pasado que se han vuelto a abrir, ya que hacía años que no veía ni sabía cómo trataba la vida a su hermana Cordelia, un personaje frágil que tiene mucho que esconder en esta historia. En este punto entra en juego Helena que acompaña a Gabriel en el proceso de búsqueda de la joven, porque mantiene una serie de lazos con la protagonista que sólo podrán ser descubiertos a medida que avanza la cinta. 

Hay que destacar que la película arranca con un suicidio colectivo desde un acantilado, generando una gran tensión entre los espectadores que se mantendrá durante la aproximada hora y media que dura la producción. De esta manera, el público será testigo de excepción de los anhelos y secretos más ocultos de los personajes que durante algunos segundos son capaces de mostrar sus carencias y debilidades, su pasado repleto de luces y sombras. El punto fuerte de la cinta, sin embargo, radica en los paisajes. Se puede apreciar cómo el viento huracanado juega un papel fundamental en el desarrollo de la historia y se entiende incluso como un sujeto más, que dota al tema de cierto suspense propio del género que se está trabajando.

Con esta producción cinematográfica la directora Helena Taberna vuelve a la gran pantalla con más fuerza que nunca. Ha dedicado muchos años de su vida al cortometraje, aunque desde el 2000 su pasión se concentra en abordar historias que hacen reflexionar a los espectadores. En el caso de “Acantilado”, se trata de su quinta película y se aleja bastante de las anteriores donde se sumergió en el género documental con “Extranjeras” y “Nagore”, aunque también en el género más dramático con “La buena nueva” y “Yoyes”. Ahora el thriller ha llamado su atención y arriesga mezclándolo con una película de personajes.

“Acantilado” es un viaje de búsqueda en todos los sentidos, un recorrido por la culpa y la pérdida en el pasado para encontrar una identidad que asuma el futuro como propio. Una cinta que, sin duda, tiene muy en cuenta el contexto de los protagonistas y cómo éste influye en la personalidad de cada uno de ellos. Una pieza audiovisual diferente donde la intriga está asegurada y donde las incógnitas iniciales sólo pueden ser resueltas por los espectadores al final de la misma. ¿Os atrevéis a embarcaros en este viaje? 

No hay comentarios:

Publicar un comentario