martes, 16 de febrero de 2016

Entrevista: Supernadie

“La ambición de todos los que hacemos música es que las canciones vuelen lo más lejos posible”

AURORA SALVO AMORES- Supernadie es un grupo madrileño que actualmente se encuentra en plena promoción de su segundo disco, “Cortes profundos”. Este nuevo trabajo se mueve por diferentes estilos, aunque sin perderse de su rumbo con melodías que recuerdan al rock nacional más puro. Se trata de doce canciones que hablan de temas universales, como la pérdida de seres queridos o la vuelta a la infancia con un personaje como Espinete. Además, estos cuatro chicos demuestran una gran ilusión y muchas ganas, algo que se aprecia en sus conciertos. El próximo 4 de marzo aquellos que quieran disfrutar con su música en directo tienen una cita con esta banda, en la que se presenta su nuevo álbum en Madrid.


 P: Vuestro último trabajo se llama “Cortes profundos”. ¿Qué diferencias encontráis respecto a vuestro primer trabajo discográfico?

Diego (D): Todo. Hemos estado tocando, viendo lo que nos gusta, lo que gusta al mundo… Cuando lo anterior se te queda corto y quieres ir más allá, lo llaman madurar. En 2011, entramos por primera vez a un estudio, éramos unos pipiolos y todo nos quedaba grande. Ahora nos sigue quedando enorme, pero lo hemos sabido disimular.

Sergio (S): Además es mucho más profesional. La ayuda de José A. (Romero) ha hecho que sea todo mucho más organizado y profesional.

Rafa (R): Un trabajo más maduro y mejor pensado.

P: ¿Qué pretendéis transmitir con este trabajo?

Mike (M): Mostrar un paso adelante en el sonido y en la composición de los temas.

D: Quiero que sea la banda sonora de la vida del que lo escucha… Al menos durante un tiempo.

R: Lo que somos: un grupo de rock.

S: Nuestra esencia. Lo que somos nosotros mismos.

P: Si lo tuvierais que definir en una palabra, ¿cuál sería?

D: Real.

M: Profundo.

S: Rock.

R: “Chumpinflash”.

P: Se trata de 12 nuevos temas, ¿cómo fue el proceso de creación?

D: Duro, largo y emocionante. Como una “peli” de Nacho Vidal (risas). Empecé a escribir canciones mientras estábamos de gira con el otro, que era una etapa dulce… Después pasaron cosas feas y nos encerramos en un local a escribir canciones duras. Al final, todo pasa, y llegaron las canciones que invitan al optimismo. Las juntamos todas y ya teníamos disco. Dos años para remover este batido.

P: Hemos leído que son canciones “directas al cuello”. ¿A qué os referís con esto?

S: O me compras el disco o te rajo. Es todo muy directo en todos los sentidos.

D: No me gusta decir obviedades cuando tengo oportunidad de decir algo más profundo. Parece que si haces canciones tienes que hablar del amor, las mariposas, lo bonito que es la vida, lo galáctico que es el universo… Y no para todos sale el sol, chipirón. Sale todos los días, pero los que están debajo no llegan a verlo.

M: Son canciones que no se pierden tanto en los detalles, sino que muestran la esencia de la canción.

P: Vuestro single de presentación se titula “Solo”, ¿qué podrán encontrar nuestros lectores en este tema?

D: La banda sonora perfecta para la próxima película de Tarantino. Como todas las canciones, tiene una historia ("guapísima") detrás de la letra. Pero según la iba componiendo, me imaginaba sentado en una silla mientras me cortaban la oreja. Además, es una canción que, de alguna manera, me lleva persiguiendo muchos años, gracias a Luis Rodrigo (productor del primer disco y co-compositor de “Solo”).

M: Sonido clásico con un estribillo bastante directo.

R: Medio tiempo “atarantinado”.

P: Habéis comentado en vuestro Facebook que en el estribillo de “Solo” se evoca la idea de que el tiempo lo suaviza todo. ¿Creéis que las heridas se llegan a curar del todo alguna vez?

D: El concepto es que todo se vuelve más light con el tiempo y podemos llegar a perdonar o pasar por alto ciertas cosas. Aquello de verlo en frío… Yo creo que no cerramos las heridas nunca. Si pudiésemos tener heridas de velcro, para abrirlas y cerrarlas al gusto, sería la “hostia”. El ser humano es muy melodramático. Y son esas cicatrices las que nos han traído al presente.

R: Pues yo creo que sí. Todo cicatriza, la piel tiene una capacidad regeneradora espectacular.

M: Yo creo que no. Siempre queda algo pendiente.

S: No, pero no es malo… eso te hace más fuerte.




P: El CD ha sido producido por José A. Romero que ha trabajado con grandes artistas del panorama nacional como Estopa, Rosana o Joaquín Sabina. ¿Cómo ha sido vuestra relación y experiencia con él?

D: Estelar. Ha sido de las experiencias que más he disfrutado en la vida. Habré visto tocar a José con Estopa y Sabina unas 10 veces… Aprendí a tocar la guitarra viendo sus videos en directo. De pronto, se metió de lleno en el proyecto y desde el minuto cero ha respetado la idea original, pero mejorándola a un nivel que ninguno podíamos imaginar. Hay mucha experiencia detrás y hemos flipado todos.

S: Me he dado cuenta de que no tengo ni idea. Se nota, en el resultado final, cuando una persona sabe organizar las cosas.

R: Genial, constante aprendizaje. Duro, pero con sentido.

M: Hemos aprendido mucho todos y se ha entregado totalmente al proyecto.

P: ¿Cómo surgió esta colaboración?

D: Un sábado estaba durmiendo en casa y me llamó un número que no tenía. Era José para decirme que se subía al barco. ¡Ya no pude volver a dormirme! Luis Rodrigo 
(productor del primer disco y co-compositor de “Solo”) le había dado nuestro número y se lo había propuesto. Así surgen las grandes historias…

P: Hemos leído que os inspiráis en grupos como Leño o Platero y tú. ¿En qué consideráis que os han influido en vuestra carrera musical?

S: En la actitud. Siempre hemos sido discípulos directos. Aunque Los Calís también nos han influido mucho.

D: Mientras el resto escuchaban Spice Girls y esas movidas, nosotros íbamos de rebeldes con El Chivi, Extremoduro, La Polla Records… Son grupos que hacen música que, considero de verdad. Les debo todo lo que sé musicalmente.

M: La forma de entender las canciones y la forma de afrontarlas luego en directo.

R: El halo de luz que sigue a Miguel.

P: ¿Qué rasgo diríais que os diferencia de otros grupos del panorama musical español?

D: Que nos derrapa la lengua y no tenemos miedo a que eso ocurra. No hay fans, no hay grupies, no hay glamour… Hacemos música, que es lo único que sabemos hacer, y quien lo escuche merece todo mi respeto y agradecimiento. Es cierto que tengo la voz muy “pop”, y a la “peña” le gusta mucho catalogar. Pero que escuchen “Que vuelva Espinete” y luego “C”. Al mundo le gusta poner etiquetas; a mí me gusta quitarlas.

S: No nos hemos vendido. No seguimos ninguna corriente, siempre apostamos por nuestra música. Nos da igual lo de fuera.

M: Somos bastante independientes, de verdad, que no indies. Lo hacemos todo nosotros.

R: Buen rollo y power.

P: ¿Qué intentáis transmitir al público en los conciertos?

D: Cada concierto está muy medido. Pero no medido en un sentido chungo de estudiado o milimetrado. Tocamos lo que nos gustaría oír si fuésemos a ver a cuatro tarados como nosotros.

S: Erotismo y fuego.

M: Que sea un espectáculo. Que durante una hora o dos la gente esté entretenida y tenga la sensación de no haber malgastado el tiempo.

R: Va a estar Miguel con su luz.

P: ¿Qué diríais a nuestros lectores para que acudieran a ver uno de vuestros conciertos?

D: Que no van a salir indiferentes… O les va a encantar (y se van a llevar 20 discos para ponernos todos los días) o nos van a esperar a la salida para darnos una brutal paliza. Pero indiferentes no se van a quedar.

M: Es un concierto diferente en el que no se para ni un minuto.

P: ¿Os gustaría mostrar vuestra música fuera de nuestras fronteras?

D: Por supuesto. Tenemos muchos amigos fuera de aquí y de alguna manera está presente. Creo que la ambición de todos los que hacemos música es que las canciones vuelen lo más lejos posible.

M: Sí, en Sudamérica sería un buen lugar; porque a lo mejor en Malí no nos entienden.

R: ¡Claro! ¡Argentina!

S: Sí, claro. Estaría “chachipiruli”.

P: Os conocemos a través de otro de nuestros entrevistados, Rubén Tajuelo, ¿qué destacaríais de este músico?

D: Es un tío de “puta madre”, beatlemaniaco, guitarrista brutal y hemos tocado juntos bastante menos de lo que me gustaría decir… ¡Pero siempre hay tiempo! Vive para la música y eso me produce una profunda admiración.

P: Aparte de la música, ¿tenéis alguna otra pasión que una a todos los componentes del grupo?

D: El Atlético de Madrid (menos Mike, que es del Bilbao) y los discos de Rebeca, la de “Duro de pelar”.

M: Beber y las bravas.

S: Todos somos varones.

P: Además de conciertos, ¿qué otros proyectos tenéis que nos queráis destacar?

D: Lo que viene ahora es un abismo al que lanzarse sin pensar: promoción, conciertos, kilómetros, nuevas experiencias… Ya tengo más de la mitad (y el título) del siguiente disco y me gustaría poder editar el documental que empezamos a grabar al finalizar la gira de “El mundo está loco”.

M: Seguiremos haciendo canciones.

S: Nos gustaría sacar un DVD en directo con el making of de la grabación del disco.

No hay comentarios:

Publicar un comentario